Médico y psicoterapeuta José Luis Gil Monteagudo.

Organizador

Médico y psicoterapeuta José Luis Gil Monteagudo.

Localización

Escuela del Sol
Valencia 1, Denia. Alicante
Categoría
Código QR

Fecha

Feb 22 2020

Hora

10:00 - 14:00

Precio

40€

Taller UCDM : DESHACIENDO CULPA, SEXO Y DINERO

Sexo y dinero son dos aspectos de la vida cotidiana en los que la mente proyecta diferentes formas de culpabilidad siguiendo el sistema de pensamiento del ego. Por ese motivo constituyen una buena base sobre la que trabajar el verdadero perdón que propone UCDM. La actitud que adoptamos hacia el sexo y el dinero supone una gran oportunidad para liberarnos del sufrimiento deshaciendo la culpa inconsciente que todos cargamos.

Uno de los errores más frecuentes que cometemos los humanos a la hora de resolver nuestros conflictos y problemas es la confusión entre forma y contenido. La forma es lo externo, la conducta. El contenido es lo interno, la mente. La percepción de la forma es engañosa porque desde ella los problemas de la vida son múltiples y parece que la paz y el bienestar dependen de lo que hacemos afuera. Pero lo que determina nuestra felicidad o infelicidad no es lo que hacemos o dejamos de hacer, lo que hablamos o callamos, sino la actitud de la mente que lo lleva a cabo. Es posible decir palabras de amor sin sentirlo por dentro o poner límites a alguien desde el amor que pueden ser interpretados como un ataque.

La espiritualidad es una experiencia interior y no tiene nada que ver con la práctica del sexo o con su ausencia. Tampoco tiene nada que ver con el hecho de tener mucho o poco dinero. Antiguamente se pensaba que para vivir la espiritualidad tenía uno que ser pobre. Hoy se tiende cada vez más a pensar que un mayor nivel espiritual atrae el dinero. Tener más o menos dinero no tiene nada que ver con la experiencia espiritual. También hay enfoques espirituales que consideran pecaminoso o sagrado al sexo pero, en sí mismo, es solo una función biológica dadora de vida y una fuente de placer y comunicación. Se puede usar, como el dinero, al servicio del amor o del ego. No hay nada de este mundo que tenga propiedades espirituales intrínsecas. La espiritualidad está en la mente, en la mirada que percibe desde el amor o desde el miedo.

Cerrar menú
>
×
×

Carrito